www.diariojaen.es

‎’Siempre con su permanente sonrisa, nos hizo ver que se puede vivir con una enfermedad’. Son las palabras de Nicolás Marchal, hermano de Jesús, que padece esclerosis lateral amiotrófica (ELA) y Siringomiela. Sin embargo, sus dolencias le hicieron aferrarse a la vida.